Taller "Cuerpo e Intuición"

de João Garcia Miguel

2018

Nuestro cuerpo es un proceso de actualización permanente de su tránsito entre el interior en su relación con el exterior ¬ y viceversa. Estos procesos vinculan al cuerpo con el tiempo y el espacio y lo abren a la relación con los demás. El cuerpo vive en medio de estos tiempos que lo transportan a estados creativos cuando toma conciencia de ellos. Estar permanentemente en este estado creativo es un imperativo natural del cuerpo. ¿Cómo se puede fomentar este estado creativo permanente? ¿Cómo hacer que este tipo de proceso creativo se convierta en un sistema de acción y forme parte de cada gesto, de cada sonido del cuerpo del artista?

 

La investigación y el desarrollo de estos patrones intuitivos -que acercan al cuerpo a estar en un estado de sueño y/o visiones permanentemente vigilantes- es una apertura a un lugar de acceso a imágenes de sí mismo y de mundos que lo acercan a su inconsciente. A partir de la apertura de este espacio de visiones y de comunicación con el espectador, los cuerpos se iluminan y se ponen en escena. Es como si ambos, actor o bailarín y espectador, se convirtieran en observadores que participan en una "visión interior" escenificada por ambos.

 

Nos proponemos desarrollar estas cosmogonías individuales a partir del sonido y las imágenes arquetípicas como materiales básicos. En este sentido, busco en cada cuerpo lo que, a falta de un término mejor, defino como una "musicalización" de la existencia. Es como si el cuerpo abandonara su condición de instrumento y se convirtiera en la presencia de una vibración o energía fluyente. Si se convirtiera en un canto sordo que se escucha sin ser escuchado. Este cuerpo inédito se hace audible y visible. Y tal vez pueda decirse, transformando el cuerpo en un órgano sensible que le permite, y a quien lo contacta, oír y ver lo inédito, pero también a sí mismo, como quien oye y ve lo que siente. Esta invocación del cuerpo del artista, como apertura, o creación, para escuchar su cuerpo y el mundo, es una cualidad que impone la existencia de un territorio común. Esta puesta en escena del mundo es una apertura a la pertenencia o, al menos, a hacerse accesible por un momento a lo indiferenciado. El paso del caos al cosmos.

 

Es sobre este laberinto de conceptos que João Garcia Miguel se propuso trabajar con los cuerpos y los deseos de los bailarines que solicitan la formación.

 

Fecha: del 08 al 12 de enero de 2018

Entrenador: João Garcia Miguel

Horas de formación: 13

Ubicación: Gimnasio São Matinho – Funchal

Workshop

Workshop

Publicado a 09 abril, 2018

5436 Visualizaciones

Categoría:

Actividades